Mis escritos·Viernes Creativo

Papá, dime por qué

father-and-son-walking-beach

Quise dar un portazo para hacerle ver a mamá lo disgustado que estaba con ella pero, a pesar de tener solo nueve años, ya sé que actitudes así acarrean consecuencias. A mamá no le gusta el ruido, de hecho, ha dejado de hablar hace muchísimo tiempo, a penas recuerdo ya su voz. Ya nunca quiere jugar conmigo a nada, ni siquiera me mira. Papá me toma de la mano y me dice que solo es una fase, que tiene que asimilar muchas cosas pero yo no lo entiendo. Solo sé que quiero que vuelva a sonreír y a jugar conmigo. Que no se asuste a cada gesto que hago para llamar su atención. El otro día tiré un jarrón mientras jugaba a la pelota y se asustó muchísimo pero ni siquiera me regañó. ¿Por qué no sonríe mamá? ¿Por qué desde aquella discusión en el coche coge nuestra foto cada día, abraza mi pijama y se echa a llorar? ¿Por qué parece como si para mamá hubiésemos dejado de existir? ¿Por qué, papá?

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s