Reseña: Confesiones de un vampiro

Foto 20-9-19 8 42 23

 

Autora: Anne Rice
Género: Fantasía, contemporánea
Fecha de publicación: 1990
Editorial:  Timun Mas
ISBN: 8422638266
Páginas: 365
Precio: 9,95€
Louis es un vampiro que decide aceptar la proposición de un joven a ser entrevistado. En primera persona narrará a su interlocutor cómo fue su conversión y su existencia en el mundo tras esta.

Reseña

Esta novela nos presenta a dos narradores, uno omnipresente que en tercera persona nos dará breves pinceladas del narrador principal: Louis, quien no abandonará la primera persona en ningún momento y de forma cronológica nos detallará sus experiencias siendo un vampiro en un lenguaje nada complicado, correcto y coloquial en algunas ocasiones. El título de esta obra ha sido traducido posteriormente como Entrevista con el vampiro, quizá más adecuado si tenemos en cuenta que el título original es Interview with the vampireAunque, según se avanza en la lectura, la primera traducción sería más acorde a la trama ya que esta no transcurre como una entrevista convencional, sino que nuestro vampírico narrador irá hablando a un interlocutor que tendrá contadas ocasiones para formular alguna pregunta, que Louis es un poco chapas, se pone a darle a la sinhueso y se olvida que igual la otra persona quiere aportar algo…

La historia se divide en cuatro partes que marcan momentos señalados en su vida. En la primera conocemos su situación cuando aún estaba vivo, cómo se convirtió en vampiro hasta el momento en que se separa de su creador. En la segunda parte conoceremos los viajes de Louis buscando respuestas. En la tercera encontrará quizá algunas de esas respuestas aunque no fueran como esperaba y, finalmente, en la cuarta parte, podemos apreciar la evolución que el personaje ha tenido a lo largo de la obra, dejándonos con un final que nos dice a las claras que la historia no ha terminado aún…

Un tema recurre en el libro es el concepto del bien y el mal, el pecado, la conciencia. Tiene fragmentos llenos de moralidad que invitan a la reflexión y que podrían ser inicios para un buen debate. A estos hay que agregar la magistral pluma de la autora que nos deleita en ocasiones con descripciones que rozan la poesía, sin llegar a cansar adentrándose en excesivos detalles. De tal modo que es posible escuchar los sonidos de los que se habla en la novela, oler las calles por las que se mueven los personajes e incluso reconocer sus voces. Si bien las descripciones físicas no son muy detalladas y permiten al lector tener sus propias licencias, en cuanto a sentimientos y sensaciones, la autora sabe cómo transmitirlas para que podamos adentrarnos más en las motivaciones y decisiones de cada personaje.

Siempre he considerado este uno de los libros más aburridos de la saga Crónicas Vampíricas de Anne Rice, pero en esta ocasión la he disfrutado, encontrando en ella una belleza que en mi adolescencia no supe apreciar. ¿Significa esto que me reconcilié con Louis? Jamás.citas mini

☙ Era como si, cuando lo miraba a los ojos, yo estuviera a solas en el límite del mundo…, en una playa del océano barrida por el viento.  ❧

☙ La gente que deja de creer en Dios, o en la bondad, sigue creyendo en el demonio. No sé por qué. No; sé muy bien por qué. El mal siempre es posible. Y la bondad es eternamente difícil. ❧

☙ Te lo puedo relatar con palabras que harían evidente para ti el valor que tiene para mí. Pero no te lo puedo contar con exactitud, del mismo modo que no podría contarte la experiencia del sexo si nunca la has tenido. ❧

☙ Nunca me río de la muerte, aunque con tanta frecuencia y regularidad yo sea su causante. ❧

☙ Y entonces esa cosa… fue un sonido. Al principio u rugido apagado y luego como el tam-tam de un tambor cada vez más frecuente, como si una criatura inmensa se me viniera encima lentamente a través de un bosque oscuro y desconocido, golpeando un gigantesco tambor. Y luego se oyó el sonido de otro tambor, como si otro gigante se acercara detrás del primero, concentrado en su propio tambor, sin prestar la mínima atención al ritmo del anterior. El sonido se hizo cada vez más fuerte, hasta que pareció no sólo llenar mis oídos sino todos mis sentidos; estaba latiendo en mis labios, mis dedos, en la piel de mis sienes, en mis venas. Sobre todo, en mis venas, un tambor y luego otro tambor […] ❧

☙ Era algo confuso pues cada sonido corría hacia el próximo sonido como la mezcla de resonancias de una campana, hasta que aprendí a distinguirlos. Y luego, se superponían, cada uno muy suave, pero distintos; aumentando, pero discretamente, como lejanas campanas. ❧

☙ Cuando a medianoche dejó la plantación contempló el rostro de la muerte con la presencia de un hombre que, sabiendo que sólo tenía un camino por delante, ha resuelto seguirlo con perfecta valentía. ❧

☙ El mal es un punto de vista […]. Somos inmortales. Y lo que tenemos ante nosotros son las fiestas suntuosas que la conciencia no puede apreciar y que los seres humanos no pueden conocer sin arrepentirse. Dios asesina y nosotros también; indiscriminadamente. Él arrasa a ricos y pobres y nosotros hacemos lo mismo; porque ninguna criatura es igual a nosotros, ninguna tan parecida a Él como nosotros, ángeles oscuros no confinados a los límites hediondos del infierno sino por Su tierra y todos Sus reinos. ❧

☙ Tú necesitas llevar la aguja de la mente hasta el corazón de las cosas, como el pico de un colibrí que golpea con tal rapidez y salvajismo que los mortales piensan que no tiene patitas diminutas, que jamás se puede posar, que siempre va de una búsqueda a otra llegando al corazón de las cosas. ❧

☙ Espero que sea una mujer hermosa con unos atractivos que tú jamás tendrás. ❧

☙ […] me agaché y besé su cuello y sus mejillas suaves. Ciruelas invernales. Ciruelas de un bosque encantado donde la fruta jamás cae de las ramas. Donde las flores jamás se marchitan y mueren. ❧

☙ […] hay escenas tan cerca de mi corazón como fotos en un marco; sin embargo, son retratos monstruosos que ningún artista ni ninguna cámara jamás lograrán […] ❧

☙ […] si crees que Dios creó a Satán, debes percatarte de que todo el poder de Satán proviene de Dios, y que Satán es simplemente una criatura de Dios, por lo que nosotros también somos criaturas de Dios. En realidad, no existen las criaturas de Satán. ❧

☙ ¿Acaso no hay categorías del mal? ¿Es acaso el mal una gran sima peligrosa en la que uno cae con el primer pecado y se desploma a las profundidades? […] Sin duda alguna, atribuyes muchos niveles y gradaciones al bien. Existe el bien de la inocencia de un niño y está el bien del monje que ha abandonado todo a los demás y vive una vida de privaciones y servicio. El bien de los santos, el bien de las amas de casa. ¿Es todo lo mismo? ❧

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s