¿Quién soy?

Soy Morgana Falmari, Morgy, para los amigos, y soy, ante todo y sobre todo, MADRE. Luego soy mujer y pagana o bruja, wiccana o la etiqueta que más os guste emplear. En Internet he tenido muchos nicks como: ^Akasha19SeleneXanaAmphitriteRowanAquamarine, Uinen Falmari… todos ellos, a excepción de ^Akasha19, Selene Rowan, tienen algo en común: el agua.

Soy vasca y he vivido en Austria por lo que, algunas malas lenguas – y muy envidiosas, todo hay que decirlo – me han llegado a llamar La Loca de Austria y la Abertzale. No voy a hablar de mis facultades mentales aquí, que cada cual me juzgue según me vaya conociendo con los artículos de este Blog. Pero, creo que a los menos versados en la cultura y costumbres vascas, debo explicarles el significado de la palabra ‘abertzale‘.

Es una palabra en euskera, que en dicha lengua significa ‘patriota’ o ‘nacionalista’ (literalmente, «amante de la patria» o «partidario de la patria») y proviene de la fusión del término aberri (‘patria’) con el sufijo –(t)zale (‘el que ama’, ‘el que es amigo de’, ‘el aficionado a algo’ o ‘el que se dedica a algo’). Si nos ceñimos a su definición en euskera. SÍ, SOY ABERTZALE. Amo mis tres patrias (EuskadiAustria Valencia) y me siento orgullosa de haberme criado en una, formado como madre y esposa en otra y asentado mi vida en la última. Y, ¿quién no ama a su patria?. Pero, hay otra acepción erróneamente utilizada para esta palabra: nacionalista extremista vasco. Y no, ahí ya diré que no lo soy. Me gusta conocer la zona donde vivo, creo que le debo eso ya que me acoge y me mantiene con sus alimentos y todo lo que me ofrece. Antiguamente, se rendía culto a los bosques, a los cultivos… ahora ya no tenemos nuestra propia cosecha, ¿a qué agradecer? Yo agradezco a la tierra que me permite vivir en ella, acogiéndome cuando sólo soy una extraña, cuidándome como si hubiera nacido en ella…

Sobre el paganismo, debo decir que me interesan varias ramas, pero, sobre todo, la BTW (British Traditional WitchcraftBrujería Tradicional Británica), el Reconstruccionismo Celta y todo lo que tenga que ver con la Mitología Clásica. Me gusta investigar sobre diferentes vertientes paganas (brujería de cerco, por poner un ejemplo, aunque no sé mucho de ella…).

Cuando yo empecé en este Camino, iba a mi aire, hacía lo que el corazón me dictaba, no porque despreciara el camino tradicional sino porque, me era más fácil y cómodo así. Ya había tenido que aprenderme el Padre Nuestro y miles de oraciones más de pequeña ¡como para ahora elegir una religión en la que seguir estudiando y siguiendo unas normas establecidas! Pero, poco a poco, fui conociendo la BTW (British Traditional Witchcraft) de la mano de gente que, con el tiempo, fue desapareciendo de mi vida (es lo que tienen los giros de la Rueda, que la gente viene cuando tiene que estar y desaparece cuando ya ha cumplido su función en tu vida). Me vi de la noche a la mañana con tanta información y tan interesante que me volví de nuevo un ratoncito de biblioteca. Pero, pronto vi que, estando aislada en el bosque y sin coche, poco podría avanzar en la práctica y, las puertas del camino de la BTW se cerraron para mí.
No me entristecí, seguí mi camino con los nuevos conocimientos adquiridos y, cuando me mudé a Valencia, adopté todo aquello a las tradiciones de la zona donde vivía, como Janet decía que ella y Stewart hicieron al mudarse a Irlanda. El Destino quiso de nuevo que los tradicionales volvieran a mi camino y, esta vez, de la mano de gente interesada en enseñarme la Wicca Alexandrina y, al indagar sobre su linaje, diciendo venir del coven de los Farrar, escribí a Janet y me informé y descubrí que, por fin, no se me mentía. Ella me respondió muy amablemente, cordial, directa, muy cercana y muy cariñosa (gracias,Janet) y me aconsejó y guió. De hecho, hasta me recomendó contactos y se ofreció a buscarme gente que me pillara más a mano.
Siempre lo he dicho, se me han cerrado puertas pero, las ventanas que se me han abierto después siempre han sido mejor que lo que dejé atrás. Conocer a Janet, aunque sólo sea por escrito es de lo mejor que me ha pasado hasta ahora. Es alguien a quien veneraba por su libro La Biblia de las Brujas y a quien me propuse escribir en más de una ocasión pero, finalmente nunca hacía, por humildad, por sentirme demasiado ‘poco‘ para alguien como ella.
Me gusta saber que ahora, cuento con ella para comentarle dudas y pedirle consejo pues ahora sé, que siempre encuentra un hueco en su apretada agenda para no dejar desamparados a los que se interesan por su tradición y el buen nombre de ésta. Y, sobre todo, gracias por apoyar mi proyecto Triple Espiral y por ofrecerte a trabajar con nosotros.
Practico dentro del coven Triple Espiral, del cual soy Sacerdotisa y fundadora desde junio de 2010. Y soy Sacerdotisa, no por estar iniciada en alguna tradición de la BTW (que no es el caso) sino porque yo lo fundé y hago las funciones de Sacerdotisa. Hay gente que considera erróneo que alguien se proclame Sacerdote/Sacerdotisa de un coven pero, como me dijo Janet Farrar una vez (leer aquí el texto original):

Being a Priestess is about what you do, not whether the title has been bestowed upon you by a person or a tradition. If you work as a Priestess, act as a Priestess, believe as a Priestess, then by definition you are a Priestess. Obviously, you can’t call yourself Gardnerian or Alexandrian as these traditions require you to take their initiations, but if you create your own eclectic coven that works, then you have every right to call yourself the Priestess of that coven. After all, isn’t that what Gardner and Sanders did, as well as many others? 

Traducción:

Ser una Sacerdotisa es lo que haces, no se trata de si se te ha otorgado el título por una persona o una tradición. Si trabajas como una Sacerdotisa, actúas como una Sacerdotisa, crees como una Sacerdotisa, entonces por definición eres una Sacerdotisa. Obviamente, no puedes llamarte Gardneriana alexandrina, ay que estas tradiciones requieren que tomes sus iniciaciones, pero si creas su propio coven ecléctico que trabaja, entonces tienes todo el derecho de llamarte la Sacerdotisa de este coven. Después de todo, ¿no es esto lo que Gardner Sanders hicieron, así como muchos otros?


SOBRE MIS NOMBRES

Llevo en el tema del paganismo casi desde los seis años, en que cayó en mis manos el nombre Atenea (benditos Caballeros del Zodíaco) y me puse a soñar que yo era ella… jugaba con unas amigas a que una de ellas era la reencarnación de Venus y yo la de Atenea… Hasta quí parece sólo un juego de niñas pero, las cosas empezaron a ir a más. Luego pasé a llamarme Selene, que oí el nombre en Sailor Moon y me gustó. Y fue adoptar ese nombre y comenzar a coleccionar fotos de la Luna… Luego, por las Crónicas Vampíricas de Anne Rice, me hice llamar Akasha en muchos chats. Y, por una canción del grupo asturiano Avalanch, cuando empezaron a haber demasiadas Akashas pasé a ser Xana y tras esto, Morgana.

La bruja que siempre había oído desde pequeña que era mala y yo nunca me lo creí. Vi la película de Las Nieblas de Avalon y me leí el libro… las coincidencias entre Morgana y yo me asombraron a mí y a todos mis amigos que leyeron el libro. Demasiadas similitudes entre su vida y la mía…

El estudio serio me vino un día a los 15 años al cruzarme con la palabra Wicca en Internet… me puse a investigar y llegó la sorpresa. Atenea era la Minerva griega, diosa de la sabiduría entre otras cosas. Y mi nombre en griego significa sabiduría… Luego descubrí que Selene era Diosa de la LunaAkasha, otra manera de nombrar al espíritu y Xana unas ninfas que viven en fuentes y manantiales… Como véis… cada nombre que me buscaba,s in saberlo…. era pagano…

De paso, Morgana se dice que significa “mujer que proviene del mar” y yo tengo una conexión muy especial con el mar, de hecho me crié junto a él y siempre que estoy lejos de él noto su ausencia.

En algún foro que otro he llegado a ser Rowan (serbal en inglés) pues el serbal es mi árbol según el horóscopo de los árboles de Robert Graves.

Ahora os dejo con un texto de mi Libro de las Sombras, que servirá para ampliar la presentación Wink

Escrito el 20 de octubre de 2004

Cuando busqué mi primer nombre mágico, elegí Selene, la diosa griega de la Luna, pues siempre miraba a la Luna y le hacía fotos y, curiosamente, el símbolo de la Diosa es una Triple Luna. Mucha gente comenzó a conocerme por ese nombre por lo que no fue secreto y decidí buscar otro y apareció: Akasha. La Akasha que yo leí por primera vez era una egipcia convertida en vampira por un espíritu, junto a su esposo Enkil (v. La Reina de los Condenados de Anne Rice). Nueva “coincidencia“, más tarde descubrí que Akasha significa Espíritu (el quinto elemento junto con el aire, el fuego, el agua y la tierra).

Puede que mi subconsciente eligiese los nombres y no yo misma, pues todos ellos han llegado a tener un gran simbolismo pagano. El último, el actual, lo elegí recordando una película titulada “Las Nieblas de Avalon“. En él, Morgana (casi siempre representada como bruja mala y por la que siempre sentí cierto cariño) aparecía como humana, buena, con virtudes y defectos, como  todos. Me sentí muy identificada con aquella Morgana y, aquel 12 de agosto de 2003 adopté mi nombre, será Morgana.

Pasó el tiempo y, en Internet, “Morgana” estaba ocupado y fui Dulce-Morgana. En Beltane de 2004María me regaló el libro de Marion Zimmer Bradley titulado Las Nieblas de Avalon y, tras leerlo, supe que ningún nombre sería más apropiado para mí que MorganaMorgana de las Hadas.

Ya sabía que Morgana significaba “mujer que proviene del mar” y eso ya me hizo adorar el nombre, pero un estudio más preciso, me descubrió más cosas. No sólo mi amor al mar me vinculaba a ese nombre, ahora era también mi personalidad, la que hizo pensar a más de uno que, si Morgana llegó a existir alguna vez, yo bien podría ser su reencarnación.

Leed la historia de Morgana aunque, de antemano aviso, hay varias versiones, yo me quedé con la de Marion Zimmer Bradley, vosotros sois libres de elegir otra. Morgana como todos los demás personajes, y no sólo de los relatos artúricos, sino de cualquier otra mitología como la Bruja Baba Yaga en [Rusia, por ejemplo, es una leyenda]. Seguramente hubo un relato original pero, ha ido cambiando al transmitirse de boca en boca hasta tal punto de quedarse lo esencial. Lo que es curioso y cierto es que a Morgana se le ha puesto unas veces de buena y otras de mala, mientras que Merlín, por ejemplo, todo el mundo sabe que es bueno. Todos los argumentos son válidos.

Morgana Le Fay es, por descripción y también porque se le ha llamado así en gran número de leyendas (Fata Morgana), un hada. Como hada celta, pertenece al pueblo de los Tuatha dé Dannan. Estos a su vez son hijos de DanaDiosa de la Tierra.

Por lo tanto, en su cualidad de TuathaMorgana es – como mínimo -, semidivina o semidiosa, por no decir divina y Diosa del todo.

Además, podría considerarse, por sus poderes y actos, una Diosa de la Magia, y se la ha llegado a considerar Diosa del Mar y las Aguas.

A parte del nombre de Morgana (por el que ya mucha gente me conoce), tengo otro egipcio con el que me bautizó María. Lo considero un nombre secreto [que ahora comparto con vosotros aquí] pues sólo lo comparto con ella y hoy lo revelo aquí: Iah-Hotep.

Son dos palabras: Iah, dios lunar egipcio, por lo que María me otorgó la posibilidad de tener equilibrada mi dualidad Dios-Diosa, masculino-femenino, positivo-negativo… y también seguir siendo una deidad lunar, pues ella me conoció como Selene.

Hotep significa alegría, lo puso debido a mi carácter alegre, abierto y risueño. Entonces, el significado de ese nombre viene a ser Alegría de la Luna.

Hoy llevo todo el día pensando en mi evolución como pagana, ¿cuándo fue que comencé a despertar? Pudo ser a la temprana edad de ocho años (quizá nueve…).

Todo fue por unos dibujos llamados Los Caballeros del Zodíaco, donde aparecía una princesa que era la reencarnación de la Diosa Atenea. Yo adopté aquel nombre creando un juego en el que mis dos amigas Leticia y Sandra también eran Diosas. Este juego, en el que por supuesto yo era Atenea, duró hasta que un día propuse otro. Yo sería una estatua de la Virgen MaríaLeticia la hermana mayor de Sandra y esta última una niña que hablaba con la Virgen. Ambas hermanas terminaron siendo amigas de la Virgen.

Pasó el tiempo y apareció una rubia con moños que era alocada y “cabecita de chorlito” llamada Bunny que se transformaba en Guerrero Luna. Pasaron los capítulos y la loca de Bunny era la princesa Selene. Otro nombre que me gustó, Selene, princesa de la Luna

Con el tiempo supe que no era una princesa, sino una Diosa… con el nombre de Selene conocí a María a la que le expliqué mi pasión por la Luna y, con el tiempo, descubrimos que compartíamos bases ideológicas y teológicas aunque diferíamos en varios puntos.

Leyendo libros de temática vampírica, apareció Akasha, la Reina egipcia convertida en vampiro que mencioné al principio. Tomé este nombre para Internet y más tarde descubrí que Akasha es “espíritu“, el quinto elemento.

Durante un corto período de tiempo fui Xana19, debido a una canción de un grupo llamado Avalanch, en su CD “El Ángel Caído“. La canción se titula “Xana“ y narra la historia de un pastor que llora la muerte de su amada. ¿Os la copio? Sí, es hermosa y llena de sentimientos…

XANA

Junto a la fuente de un bosque se oye llorar
A un joven pastor que un día perdió su único amor
Cuando anochece se acerca hasta el lugar
Se sienta a esperar por si ella regresa a verle en la oscuridad
Y ella le ve, se sienta con él
todas las noches hasta el amanecer
Le habla al oído, le roza la piel
y cuando se va le pide en silencio que vuelva otra vez
Junto a la fuente en la que un día yo jure
que jamás querría tanto a una mujer
rezo en silencio por tenerte otra vez
yo no sé si me ves
solo sé que jamás te olvidare
Fue una noche de invierno cuando él se durmió
que ella le habló y en sueño profundo su voz escuchó
Sé que mi muerte te ha roto el corazón
pero has de vivir pues viéndote así mi amor, sufro por ti
Y él comprendió que debía ser
Su ultima noche hasta el amanecer
Pues al despertar tenia con él
sus ropas, su anillo y el fino olor de su piel
Junto a la fuente en la que un día juré
que jamás querría tanto a una mujer
rezo en silencio por tenerte otra vez
Yo no sé si me ves
Solo sé que jamás te olvidare
Junto a la fuente en la que un día yo jure
que jamás querría tanto a una mujer
Rezo en silencio por tenerte otra vez
hoy logre comprender
que al final de mi vida, mi amor, te encontraré.

Y resultó que descubrí este año que xanas son las hadas que habitan en zonas del litoral del norte de España, en el Principado de Asturias. Viven en medio de la naturaleza, donde fluyen corrientes de agua limpia, fuentes, ríos, lagos…

Tras Xana llegó la película “Las Nieblas de Avalon“. Yo siempre había tenido cariño a Morgana, no me creía que era mala y aquella película (y la lectura posterior del libro de Marion Zimmer Bradley) confirmaron mis sospechas: Morgana era buena.

El caso es que he visto que todos los nombres los elegí al azar, por la televisión o libros y, todos me han llevado a lo mismo: elegía nombres de deidades o asociados a las hadas, las aguas y los elementos. Nunca elegí ser Blancanieves o Rapunzzel

¿Estaba destinada a elegir aquellos nombres que me llevarían al definitivo? ¿Mi subconsciente se apoderó de mí y eligió aquellos nombres con algún propósito? ¿O fue sólo una coincidencia llevada a la realidad por las fantasías de una mente inquieta e imaginativa?

No lo sé, quiza, nunca lo sabré…

También decía desde pequeña que no viviría en España, que viviría en Irlanda y por eso estudié inglés. No vivo en Irlanda, pero sí en un país parecido cuyos bosques no tienen nada que envidiar a los irlandeses.

Siempre amé Austria desde que vi las películas de “Sissi” y “Sonrisas y Lágrimas” (películas que están en mi lista de preferidas) y me gustaba el número trece aunque no sabía explicar porqué y, cómo no, investigando y estudiando, descubrí cosas sobre este número… Son trece las lunas que tiene un año, son trece los meses celtas, por lo tanto, se puede considerar al trece como un número esotérico. También es tradición en algunos covens el que halla sólo trece miembros.

¿Algo dentro de mí me ha impulsado a toda esta cadena de “coincidencias” o realmente yo “sabía” lo que hacía y elegía?

Nota final: Atenea era la Minerva romana, Diosa de la sabiduría. Mi nombre es una vertiente eslava de Sofía (sabiduría en griego). ¿Otra “casualidad“?


El día 12 de marzo de 2011, por primera vez adopté un nombre elegido concienzudamente, después de barajear varias posibilidades. Me gustan mucho los  cuervos por lo que casi me decanté por Raven pero ya lo tenía usado secundariamente en los inicios de este Blog así que, seguí buscando. Amo Irlanda, por lo que busqué nombres en gaélico que representen mis gustos: tréboles, gaviotas, delfines, el mar, las estrellas, sirenas… pero no hubo modo de dar con el adecuado. La noche del 11 de marzo, no sé ni cómo, me vino una especie de inspiración y busqué por Internet nombres de Deidades marinas femeninas y encontré a la Reina de los Mares, la nereida llamada Anfitrite.
Esta nereida fue vista por Poseidon (al que yo considero mi padre en el paganismo) bailando en la isla Naxos  junto con otras nereidas y se enamoró de ella. Envió a Delfino, su mensajero, para hacerle saber de su amor y éstos terminaron contrayendo matrimonio. Se la asocia al Mar Mediterráneo, del cual yo vivo cerca. Me gusta el mar y me considero una especie de sirena (en este caso, Nereida) y siempre he tenido una gran conexión con Poseidon. Pero, este tampoco sería mi nombre por mucho tiempo. Debido a la longitud de éste, la gente terminaba llamándome “Amphi” y lo odiaba, porque me sonaba a ranita… Por lo que, tras ver una película sobre una sirena llamada Aquamarine, decidí quedarme con ese nombre para utilizarlo en mi foro.

Con el tiempo, y gracias a la lectura de El Silmarillion de J.R.R. Tolkien, me llegó el que sería mi nick para las Redes Sociales y mi Blog: Uinen Falmari.

Uinen es un espíritu Maia, esposa de Ossë, conocida como la “Señora de los Mares”, cuyos cabellos se esparcen por todas las aguas bajo el cielo. Su pelo se extendía por todas partes de todas las aguas, y dio su amor a las criaturas que vivían en las corrientes saladas y también a las plantas que crecían allí.

Los Teleri tenían en gran estima a Uinen, ya que ella y Ossë habían trabado amistad con ellos en el río Sirion. Uinen lloró por los marineros Teleri después de la Matanza de Alqualondë. Durante la Segunda Edad del Sol, los marineros de Númenor rezaban pidiendo su ayuda, pues ella era capaz de calmar a Ossë, y ellos gozaron de su protección mientras duró su respeto por los Valar. Se decía en las leyendas Númenóreanas que ella había colocado la isla de Tol Uinen en la Bahía de Rómenna como un regalo a la gente de Númenór.

Los Falmari son conocidos como “Elfos del mar” y que llegaron hasta Valinor conducidos por Olwë. Las embarcaciones de los Falmari llegaron hasta Valinor arrastradas por los cisnes que les regalaron los Ainur para ayudarles en su travesía. Allí habitaron en sus costas, pues amaban el mar, donde se manifestaron como los más grandes marineros que jamás hubo, construyendo sus famosos barcos blancos con forma de cisne y siendo considerados también como los mejores cantores de entre todos los Elfos, pues tanto en las artes marítimas como en la música del mar fueron adoctrinados por el mismísimo Ulmo, Señor de todas las Aguas.

Me apasiona el mar, me encantan los delfines, las conchas marinas, las estrellas de mar y los caballitos de mar ^^ Me gustan los animales pero, sobre todo (a parte de los citados anteriormente): el cuervo, la lechuza, el caballo y el lobo.

Y bueno, como no sirvió de nada tanto cambio de nick, y mucha gente me sigue llamando Morgana, así me quedo. Aunque hay quien dice que todas las que alguna vez nos hacemos llamar así, terminamos llenas de prepotencia, Morgana fue mi primer nick en redes paganas y ese seguirá siendo desde hoy.


Esto es todo sobre mi persona, poco más queda por explicar… Espero que disfrutéis de mi Blog.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s